30 años de Siglo Nuevo Educando para la Paz y en Valores Humanos

El pasado 3 de diciembre se llevó a cabo el festejo por los 30 años de la Escuela del Siglo Nuevo, la tradicional institución educativa que tiene su sede en la calle Olleros al 3800 sobre la cual se ubicaron sillas y la Mesa de sabores con diferentes alimentos y bebidas para disfrute de los asistentes, mientras que sobre el escenario los chicos desarrollaban diferentes presentaciones artísticas.

“Bajo el lema “De dónde venimos... y a hacia dónde queremos ir, quisimos marcar el rumbo de lo que estamos sembrando. El objetivo es crear conciencia de la necesidad de superar los prejuicios aún vigentes, construyendo la unión en la diversidad hacia una sociedad solidaria y en armonía con la naturaleza. Como Humanidad, debemos aprender a convivir en esta pequeña gran aldea común.” Cada grado presentó especialmente las diferentes culturas que forjaron las bases y siguen impulsando el desarrollo de nuestra América” informaron autoridades de la escuela.

Sobre la vereda diferentes mesas temáticas eran recorridas con atención por los presentes. Muestras de plástica e inglés. La huerta y diferentes proyectos concitaron la atención de chicos y grandes. La Fundación Pío Roncoroni estuvo presente con el libro de Gabriella Roncoroni y la muestra de los Ladrillos para construir la Paz.

Tras la apertura musical a cargo de los chicos de la Escuelita de Música del Siglo Nuevo quienes interpretaron diferentes temas de rock nacional, internacional e incluso temas de películas junto a los profesores Tomás Villarrazo y Patricio Ferraro.

Luego se llevaron a cabo la muestra de Mímica a cargo de los chicos de 2º grado preparados por la profesora Macarena González Merlo y la muestra de Expresión corporal que realizaron los alumnos de 3º preparados por la profesora Sandra Herrera.

Tiempo de palabras

Al momento de los discursos destacamos algunos párrafos de las palabras pronunciadas por Giorgio Christeller, Presidente de la Fundación Pío Roncoroni, quien afirmó: “Para mí es un gran orgullo conmemorar estos primeros 30 años de la Escuela, ojalá haya muchos treinta años más. Para quienes quieren conocer en detalle la historia de Siglo Nuevo, pueden hacerlo a través de las palabras pronunciadas en ocasión de los 25 años, o más precisamente, a través del testimonio de Gabriella Roncoroni, una de las fundadoras de la misma, publicado en su libro autobiográfico “El corazón en llamas”, que relata todas las vicisitudes que vivió la Escuela y su Proyecto para implementar una Educación global para la Paz y en los Valores Humanos Universales. Entre quienes se conformaban con lo posible y entre quienes soñaban con más. Aún hoy se debate: entre la posibilidad de convertirse en una escuela tradicional y quienes soñamos con encarar la enseñanza de una manera diferente y sembrar los valores necesarios para lograr un futuro mejor”.

Tras hablar sobre las dificultades y los desafíos que presenta el mundo actual y el futuro, el titular de la fundación indicó que “Además de capacitar a nuestros alumnos y alumnas para enfrentar la realidad que les tocará vivir, más que nunca tenemos que sembrar en ellos, que serán los ciudadanos del futuro y algunos de ellos, por qué no, los dirigentes del mañana, esta visión más amplia de la que actualmente tenemos, limitados en nuestros localismos, en modo de sentirse ciudadanos del mundo, comprometidos en preservar juntos este frágil planeta, que es el único que tenemos y compartimos”.

Por su parte la Directora, María Inés, habló sobre su llegada a Siglo Nuevo hace quince años “Una escuela que enseñaba valores y educaba para la Paz. Algo nuevo para mi. Los valores se enseñaban en casa, pero aprendí que la escuela es un buen lugar para practicarlo. Siempre creí que el colegio debía ser además de un lugar de aprendizaje, un lugar de juego, para hacer amigos, donde en un clima de confianza ir a la dirección no fuera una amenaza. Me encanta ver que llegan contentos y casi no se despiden por querer entrar rápido. Hubo momentos difíciles pero Siglo Nuevo siguió adelante, y fue en gran parte por el compromiso de los docentes que sostuvieron el proyecto y me acompañaron. Sin ellos no habría escuela”.

Finalmente y antes del brindis hubo entrega de certificados de agradecimiento a docentes y familias solidarias de Siglo Nuevo, tras lo cual se realizó la excelente presentación de los alumnos basada en el lema “De donde venimos y hacia donde queremos ir”.

El final fue a todo ritmo, color y baile con la presencia de la murga “Los Arlequines de la R” acompañados por los pequeños Patriotas de Siglo Nuevo.

Música, color y calor para un festejo muy esperado.

* Artículo extraído de Colegiales News Número 19 Diciembre 2016

* Agradecemos las fotografías de Carlo Guillemot

¡Contactanos!
bnn-haciendo-camino2.png
bnn-visto-por-los-padres2.png